Ciclo Higiene Bucodental

Cuidar la salud bucodental durante el embarazo

Salud oral en el embarazo.

Durante la gestación, la mujer experimenta cambios que la vuelven más propensa a padecer ciertas patologías orales“Sin duda, la prevención es la mejor forma de cuidar nuestra salud oral durante el embarazo”, es por ello, que se recomienda, al igual que una mujer visita al ginecólogo cuando se plantea quedarse embarazada, también debería acudir a su odontólogo de confianza para que le realizara una revisión odontológica completa antes del embarazo. “Es la mejor forma de evitar que surjan problemas de salud oral a lo largo de la gestación”.

Pero si ya estás embarazada, no te preocupes “hoy en día hay medicamentos y tratamientos odontológicos que son perfectamente compatibles con el embarazo y la lactancia, y que no suponen ningún tipo de riesgo ni para la madre ni para el bebé. En este sentido, es fundamental que el tratamiento se realice de forma interdisciplinaria entre ginecólogo, odontólogo y paciente”.

A continuación, Dos pilares básicos que sirven para toda la población pero que, en el caso de las mujeres embarazadas, son de obligado cumplimiento:

Higiene dental correcta.

Cepillarse adecuadamente después de cada comida, utilizar enjuagues y la seda dental, evitan en un porcentaje muy alto las patologías dentales como la gingivitis y la caries. La higiene dental permite eliminar la placa bacteriana, responsable principal de dichas patologías.

Respecto al cepillado, es la mejor y única manera de retirar la placa bacteriana, siempre y cuando se pase por todas las superficies de los dientes, ya sea con un cepillo convencional o con el eléctrico. Hay un porcentaje de mujeres a las que el cepillado durante el embarazo les produce náuseas y les induce al vómito, pero aunque les resulte desagradable es necesario, y muy importante para su salud bucodental.

 

Alimentación equilibrada y saludable:

Siempre hay que llevar a cabo una alimentación sana y equilibrada, pero mucho más durante el período de gestación. “Con ello no sólo estaremos cuidando la salud de la futura mamá, sino también la del bebé, ya que no podemos olvidar que a comienzos del segundo trimestre del embarazo empieza el proceso de dentición en el feto”.

 

Docente Rosa María Buzón Cervera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *